Pinocho, el Hada y la nariz enroscable

¡Miénteme Pinocho! ¡Miénteme!

Le gritaba el Hada entre gemidos. Y Pinocho no entendía porqué pero mentía con su tímida voz nasal, le decía que la quería, que no tenía miedo de las ballenas, incluso que Pepito Grillo era para él sólo un insecto molesto y entrometido. ¿Qué otra cosa podía hacer? al fin y al cabo el Hada le había dado la vida cuando él no era más que madera inerte. Y este ritual era necesario cada noche para mantener ese aliento de vida que le animaba (eso al menos decía ella).

-Gepetto trafica con madera de palosanto- mentía mientras agotado, para sus adentros, pensaba: -Si al menos, me hubiera hecho con pilas….-

Anuncios

4 pensamientos en “Pinocho, el Hada y la nariz enroscable

  1. Bueno he visto este dibujo en el foro donde lo subiste 😛
    Te añado a mis leidos en mi blog, ya que me ha hecho mucha ilusión ver el post de Akiabara donde dices que tu mujer te aparataba de los mostradores porque se adelantaba ella, y de pronto me he visto a m mujer y a mi haciendo lo mismo hace unos años 😄

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s